Adiós, pañal! Adiós, pañal!

He decidido emular a los míticos Ronaldos (que no sé ni quien son) para anunciaros que me despido de mi pañal. En la guardería nos han dicho que como llega el calorcito, tenemos que librarnos de ese peso a manguerazo limpio. Total que llevo ya unos cuantos días experimentando lo que es que mis piernas se toquen.

La verdad es que el primer fin de semana sin pañal la cosa no fue muy bien. Dejémoslo en irregular. Pero desde que tengo un orinal de colores en casa, me estoy volviendo una campeona de la micción controlada. Y como para no hacerlo, si mi familia flipa en colores cuando hago un “pis graaaaande” en el orinal. Me aplauden. Me vitorean. Vamos que intento hacer tres o cuatro seguidos, pero no puedo. Y cómo me gusta sacar el orinal de su sitio para ir a mostrar mis logros por doquier (aunque no me dejan hacerlo y siempre acaban siendo arrojados al WC y buen chorretón de agua).

Eso sí, sólo llevo 5 días de aprendizaje, y una es lista pero no perfecta; así que de vez en cuando me hago un pis encima para ver qué se siente. Eso sí, por la noche y en la siesta llevo pañal, pero ahora mis sueños se dividen entre orinales de colores y un mocho gigante que sigue mis pasos.

Bueno, tal como están yendo las cosas creo que puedo estar orgullosa de mis progresos esta semana.

Laura

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*